Usted está aquí

Gobierno de El Salvador inicia teleasistencia médica con apoyo de Canadá y UNFPA

 

05 de agosto, 2020. El Gobierno de El Salvador oficializó este día el servicio de teleasistencia médica que en la primera fase atenderá a tres grupos priorizados: mujeres embarazadas o mujeres quienes han tenido recientemente un parto; a niños y niñas menores de cinco años; y a la población que requiere atención de salud mental.

La iniciativa ha sido impulsada por el despacho de la Primera Dama, Gabriela de Bukele, en coordinación con el Ministerio de Salud y ha contado con apoyo técnico y financiero de la Embajada de Canadá y el Fondo de Población de las Naciones Unidas El Salvador (UNFPA).

“Hoy estamos lanzando este número de atención especializada. Marcando el 131 será un apoyo para temas relacionados a tu embarazo, tu bebé o tus hijos pequeños y así poder mejorar la salud de tu familia desde el hogar, sin que tengas que salir de casa", dijo la primera dama Gabriela de Bukele a través de un video emitido durante la conferencia.

Por su parte la embajadora de Canadá en El Salvador, Karolina Guay, también a través de un mensaje por video, afirmó que “como madre he reflexionado lo difícil que debe ser estar embarazada en estos momentos, por las dudas que deben de tener, el miedo a contagiarse. Por eso me alegra que mi gobierno pueda apoyar a esta iniciativa de la teleasistencia para que muchas mujeres puedan encontrar respuestas de parte de profesionales antes y después del parto, así como para niñas y niños menores de cinco años”.

A través del número telefónico 131 personal de salud: ginecólogas, pediatras, médicos generales, médicos de familia, entre otros, atenderán las demandas en salud con el propósito de aclarar dudas de salud a través de una llamada telefónica y para que las personas no salgan de casa y eviten exponerse al #COVID19


Hugo González, Representante de UNFPA (izquierda) y Dr. Francisco Alabí, ministro de salud (derecha) durante lanzamiento de teleasistencia.

"Para nosotros es un placer seguir desarrollando el sistema de salud, es un orgullo trabajar con el despacho la Primera Dama. Esta estrategia está demostrando que El Salvador sigue desarrollándose y en medio de una pandemia", afirmó el Ministro de Salud, Dr. Francisco Alabí, quien presidió la conferencia de prensa acompañado del representante del UNFPA, Hugo González. El ministro agregó que “esta es la primera vez que en El Salvador estamos acercando servicios médicos con el uso de la tecnología de información. El servicio funcionará de 7:30 a.m. a 5:30 p.m. de lunes a viernes".

Para el representante de UNFPA, Hugo González “en medio de lo lamentable de la pandemia existen oportunidades como la utilización de la telesalud, a través de la cual se podrían disminuir los costos a la población, a las instituciones, y ayudar a tener un acceso igualitario de las personas a un mismo servicio de salud, independientemente de su localización rural o urbana”, además, agregó que con este tipo de programas se reducen “los tiempos de espera, previene las posibilidades de complicaciones más severas y protegerá a las mujeres, niños y niñas de la exposición al COVID19”.

Según estimaciones sobre el alcance esperado en esta fase inicial de la teleasistencia, el Ministerio de Salud espera atender a 750 personas diariamente mediante lo cual se podrán alcanzar por cada mes aproximadamente 7,040 mujeres embarazadas; 6,400 niños y niñas menores de cinco años y al menos 1,280 atenciones en salud mental.

 
 

Para la Dra. Ana Julia Luna de Jaimes, supervisora del sistema de Teleasitencia médica, uno de los primeros retos que enfrentó fue romper con paradigmas de la atención. “Como profesionales de la salud nos enseñan que lo idea es tener al paciente frente a frente, para poder escucharlos y examinarlos. Ese fue un reto al principio, vencer ese temor de no ver al paciente y orientarlos por  lo que nos dicen por teléfono”. Sin embargo la Dra. Ana Julia convirtió el temor en una oportunidad de aprendizaje. “Ahora me siento satisfecha porque he desarrollado nuevas habilidades, en las tecnologías y en atención. Con esta modalidad de atención tenemos la ventaja que podemos llamar a las personas y saber cómo siguen de salud. Es satisfactorio porque hemos ayudado a muchas personas que tenían dudas en su salud. Algunas tenían incertidumbre porque tenían diverso síntomas de salud y querían saber qué hacer, si deben de esperar en casa, tomar algún medicamento o ir de inmediato a un hospital”, explica la Dra. Ana Julia.

 
 

Para el Dr. Herberth Roberto Vásquez,  Ginecólogo y obstetra, parte del equipo de Teleoperadores para el área de embarazadas en el Telecentro Ministerio de Salud, la experiencia de asistencia remota ha sido un proceso de aprendizaje.  “En esta etapa de nuevas tecnologías debemos de aprender más. Yo sabía lo básico de computación, muy limitado, pero acá hemos tenido un proceso de aprendizaje que nos ha fortalecido en nuestros conocimientos. Ahora ya me siento más fuerte en el manejo de una computadora y de programas del ministerio de salud que son herramientas útiles para atender mejor a las usuarias”. Y agrega la satisfacción como profesional se reafirma. “Con este sistema de atención podemos ayudar a personas, ahora no en nuestros consultorios, si no desde los diferentes rincones del país, lugares donde muchas veces no hay carreteras y la unidad de salud queda a dos o tres horas caminando. Esta ayuda que estamos dando me hace sentir muy satisfecho y estoy seguro que con este proyecto vamos a lograr reducir también la cantidad de contagios de COVID19. Este proyecto está siendo un éxito sin duda y espero que pueda seguir adelante.”